Natal y Pipa, ahora más cerca con vuelos directos desde la Argentina

2 min


81
16 compartidas, 81 points

La normalización de las frecuencias aéreas entre Argentina y Brasil incluyó la reapertura de vuelos directos a destinos del Nordeste, la región cuyo eterno verano garantiza a los viajeros sol todo el año en sus playas paradisíacas. Natal, capital de Rio Grande do Norte, es uno de los destinos más buscados por el turismo local e internacional por su naturaleza exuberante, su potencia cultural, gastronomía multifacética y opciones de turismo de aventura. A continuación, los imperdibles del paseo. 

Costanera de Ponta Negra y Morro da Careca 

Pier 51 post

by hours lateral notas

La playa de Ponta Negra es uno de los destinos más visitados de Natal, punto céntrico y polo hotelero de la ciudad. Su costanera tiene movidas diurna y nocturna vibrantes, tanto por en su franja costera con buena infraestructura (que incluye opciones de diversos deportes náuticos), como por su oferta de atracciones, gastronomía y ferias de artesanía, un clásico para pasear al atardecer. El Morro do Careca es un mirador contigüo a Ponta Negra: elevado en un médano, permite disfrutar de los paisajes que rodean la playa y ofrece las mejores postales del atardecer. Las playas cercanas a Ponta Negra son de fácil acceso y están muy bien equipadas para recibir a los visitantes. 

Paseo en buggy por las dunas de Genipabu 

Ubicado a 20 km de Natal, el Parque Ecológico Dunas de Genipabu es un clásico de la zona y uno de los paseos más divertidos del Nordeste. El parque está ubicado en la ciudad de Extremoz (la entrada cuesta R$ 8) y ofrece hermosos paisajes, dunas de arena blanca, increíbles vistas panorámicas y playas de mar tranquilo, además de una laguna de agua cristalina. El tour en buggy por los médanos de Genipabu -que se puede contratar en el lugar o desde Natal y ronda los R$ 300- es una montaña rusa (¡literalmente!) de emociones. Todo el recorrido -paradas incluidas- insume unas siete horas, e incluye opciones divertidas como la skybunda (culipatín en la arena) o la aerobunda, una tirolesa que culmina con un chapuzón en la laguna.  

Piscinas Naturales de Maracajaú 

Ubicadas en el municipio de Maxaranguape, a una hora en auto de Natal, el paseo compensa el viaje: son decenas de piscinas (llamadas allí parrachos), formadas a poca distancia de la costa, llenas de vida marina y aguas calmas y cristalinas. Para acceder a las piscinas hay que tomar una lancha a partir de la playa de Maracajaú y adentrarse hasta unos siete km de la costa. 

Playa de Pipa 

Nadie llega tan lejos sin acercarse hasta Pipa -a unos 83 km de Natal-, una playa célebre por sus encantos y que bien merece ser disfrutada sin apuro: de día, por el contraste entre su mar tranquilo, en medio de acantilados y un sol siempre presente; de noche, por la vibe animada y ecléctica de su pequeño centro con arquitectura mediterránea. Praia do Amor y Praia do Madeiro quedan cerca y ofrecen hermosos miradores para contemplar la puesta de sol. 

COMO LLEGAR 

Los vuelos directos desde aeropuertos argentinos a Natal, Fortaleza, Maceió y Recife se activaron a partir de agosto y seguirán ampliándose de aquí a diciembre, marcando el comienzo de la temporada de verano. El Aeropuerto de Natal queda a 46 km de la céntrica zona de Ponta Negra, un viaje de 45 minutos por la autopista Humberto Pessoa y la BR-304. 

Para mantenerse al tanto de los increíbles destinos en Brasil, síganos en las redes sociales: 

www.embratur.com.br 

Instagram 

Youtube 

Facebook 

Twitter 

Linkedin 


¿Te gustó? Compártela con tus amigos

81
16 compartidas, 81 points
BoardingPax